¿Aires de cambio? ¡Pues a volar! (SEÑALES, ©15)

aires de cambio¿Aires de cambio? ¿Qué significa?

Con aires de cambio me refiero a la conexión con nuestra esencia de seres vivos, de intuición natural…

Dicen que cuando está a punto de suceder un fenómeno natural relevante, los animales lo perciben un poco antes e instintivamente se protegen. Sin embargo, los seres humanos nos hemos desconectado de  la naturaleza hasta tal punto que, a menos que seamos capaces de detectarlos tecnológicamente, nos vemos sorprendidos e incluso superados por los acontecimientos.

Hay quien dice que hemos perdido la capacidad natural de protegernos, pero con eso sí que no puedo estar de acuerdo. Es cierto que tenemos oxidados muchos de esos mecanismos que alertan a otros seres vivos, y en consecuencia, también algunos de respuesta. Sin embargo, todo ser humano sano lleva incluido de serie  el instinto de supervivencia y estoy segura de que muchos de vosotros lo habréis experimentado. Por eso, es importante creer en nuestras propias capacidades de reacción y dejar los miedos atrás, o simplemente a nuestro lado. Avanzar confiando en que sabremos sortear las dificultades, que ciertamente aparecerán.

Las señales del cambio

Por mi parte, hace bastante más de una década tuve la oportunidad de constatar esa realidad, aunque necesité algo más de tiempo para ganar confianza en el proceso y desarrollar cierto «olfato» para preverlas. Eso sí, en el ámbito de una vida cotidiana -empresarial y personal- y en un contexto urbanita. ¿En qué consiste ese «olfato»? Es una percepción, un sexto sentido que hace que ante determinada colección de obstáculos o impedimentos seas capaz de «sentir» los aires de cambio. De detectar que simplemente es momento de hacer otra cosa, aunque no sepas muy bien cuál, ni adivines todavía hacia dónde te lleva el camino.

Al principio, esa realidad me generaba cierto malestar e incluso enfado. Es el apego. Intentaba aferrarme, aunque viera que la situación no funcionaba y en mi fuero interno fuera plenamente consciente de que había dejado de hacerlo, ¿por qué? No hay porqués, es sólo el fluir de la vida y había llegado el momento de experimentar nuevos horizontes. ¿Otra vez? Pues si, otra vez… ¿Cómo no? Y entonces aprendí a soltar… Quizá en eso consista la resiliencia porque ahora, cada vez más rápido, consigo detectar que algo está sucediendo, permanezco atenta a mis emociones, a mi cabeza, a cualquier señal… Y entonces, simplemente surge… La idea, la inspiración, el motor, el cambio en definitiva. Aparece un nuevo camino, que requiere movimiento y siempre es acertado, porque he aprendido a mantener esa conexión interna y externa que lo garantiza. ¡Ha llegado el momento de una nueva aventura! 

La inspiración de cambio

Mientras escribía este artículo, plenamente conectada con mi ánimo de cambio, ha venido a mi mente una canción que me hace sentir esperanza en él, que me conecta con mi historia y con la de la humanidad, que me sirve de motor… La canción es Wind of Change, ésa que la banda alemana ‘Scorpions’ escribió en 1989 durante una visita a Moscú, sin imaginarse que se convertiría en un icono el día de la caída del muro de Berlín. Cuando la escucho siento fuerza, y siento la necesidad de moverme inmediatamente. Entonces me pongo a caminar y dejo de mirar hacia atrás, porque siento esa energía renovadora que obliga a mirar hacia adelante, a trasladar las emociones al camino hacia el futuro que emerge, que desde ese mismo instante ya es presente. Es una canción que me pone la piel de gallina y por supuesto, la he traido aquí para ti, que me lees cada semana, ¡gracias!

Wind of Change -Vientos de Cambio- de Scorpions:

«Llévame a la magia del momento de una noche de gloria, en la que los niños del mañana sueñan con el viento del cambio y en la que los sueños de esos niños cambiarán la humanidad.

Los aires de cambio soplan directamente en la cara del tiempo, como una tormenta de viento que circunda la campana de la libertad para la paz de espíritu.»

Etiquetas: , , ,

5 Respuestas de "¿Aires de cambio? ¡Pues a volar! (SEÑALES, ©15)"

Publicar Comentario