¿Conoces tu Talento? Ponlo en acción

Algunas personas descubren su talento a una edad temprana, como una revelación, lo que les permite ejercitarlo desde muy pronto y desarrollarlo a lo largo de su vida. Sin embargo, no es lo más frecuente. Para la mayoría de nosotros, el talento se manifiesta a lo largo de la trayectoria profesional, a menudo en la madurez y tras experimentar es diversos ámbitos. Es entonces cuando podemos optar a ejercerlo.

En palabras de F. Pitcher Johnson jr. -creador de Amgen, Tandem, Teradyne- y toda una leyenda emprendedora que ha inspirado a varias promociones de Stanford: “No todos servimos para todo, pero todos servimos para algo.” Y añade que algunos de sus amigos dirigirían bien equipos de 700 personas y sin embargo, se estrellarían dirigiendo uno de siete. Por eso, Pitcher siempre come acompañado: “Si te quedas en el despacho no pasa nada. Jamás vino a verme una oportunidad cuando estaba sentado allí solo.” Y así es como fue configurando su red de contactos, la lista de personas de confianza con un talento concreto, con los que relacionarse cuando llegara el momento. Porque según Pitcher, tener talento eshaber descubierto para qué sirves”. De cada diez empresas que Pitcher creaba o en las que invertía, una salía muy bien- 20 veces la inversión-, tres o cuatro bien -doblaban la inversión- y el resto acababa zombi, por lo que acababa siendo vendida. Su conclusión es que para que una empresa sea una buena inversión, tiene que ser innovadora, pero, sobre todo, tiene que haber personas dispuestas a comprar esa innovación, porque están convencidos de que será útil.

Una vez más, aparece es el sentido de hacer algo útil o el servicio a los demás, al que también me refería cuando os hablaba de marca personal. Si me apuras, podría tener sentido sólo para ti y ya estaría bien, pero si te trasciende se hará sostenible y se creará un círculo beneficioso que alcanzará a muchos más. Si no somos conscientes de nuestro talento, es imposible que lo ejerzamos o lo proyectemos. Poreso, ante todo, tenemos que hacernos las siguientes preguntas: ¿Quién soy? ¿Qué sé hacer? Y respondernos en la siguiente clave:

«Yo soy:

lo que valoro (valores),

lo que me hace competente (habilidades)

y lo que persigo (aprendizaje).»

Si sólo nos proyectamos desde el tercer punto, desvirtuamos nuestro aprendizaje y nos movemos desde la carencia. Sin embargo, cuando lo hacemos desde nuestros valores, y ponemos nuestro talento a su servicio, nuestra búsqueda cobra sentido y desarrollamos el aprendizaje que nos permite definirnos, conduciendo nuestra conducta en coherencia.

Muchas personas descubrimos nuestros verdaderos talentos después de  cierto recorrido, cuando adquirimos el nivel competencial que nos permite gestionar adecuadamente nuestros valores o la experiencia que  se requiere para ejercer ciertas competencias interpersonales. Aunque, tanto si lo hacemos más temprano como si lo hacemos más tarde, el aprendizaje será continuado y le dará sentido a toda nuestra vida, y ojalá a nuestra profesión porque entonces, será valiosa para los demás y en consecuencia, sostenible.

Etiquetas: , ,

4 Respuestas de "¿Conoces tu Talento? Ponlo en acción"

Publicar Comentario