¿Ante la pérdida de empleo? (incluye podcast)

Hace algunos días nos ofrecieron la oportunidad de participar en un programa de radio muy especial, “Queremos hablar” de PUNTO RADIO Asturias. Y digo especial, por el entusiasmo que recibimos de un equipo que dejará de existir a partir del 21 de octubre, tras tres años de emisión, y que manifiesta haber sido muy feliz con su trabajo en la emisora.

Desde Kaaizen, nos hemos sentido muy afortunadas al poder acompañar a este equipo en su lección de entereza: al micrófono con ellos, que se mantienen al pie del cañón y con la ilusión intacta hasta el último momento. Porque éste es el tipo de actitud que engrandece a los seres humanos y les posibilita seguir avanzando reforzados con sus experiencias.

Los empleados de PUNTO RADIO buscaban respuestas y querían mantenerse positivos y alegres ante esa adversidad, aprendiendo algo más sobre ese camino hacia adelante, para poder concentrarse en él. Así que, para  Noemí Merchán – como sabéis, mi socia en Kaaizen-Madrid – y para mí fue un verdadero placer compartir su espacio y ofrecerles nuestros conocimientos sobre el tránsito hacia una nueva opción profesional, que os invitamos a escuchar a continuación:

El enfoque de Cecilia Pérez, la conductora del programa, es muy claro: ¿Se puede sacar algo positivo de un despido profesional? ¿Qué hay después? ¿Se cierran puertas o se abren ventanas? Y al ir avanzando en la entrevista, recordamos conceptos clave para una buena Transición Profesional que forman parte de nuestro día a día y que, precisamente por eso, a veces olvidamos comentar. Por eso, dada la excelente acogida que ha tenido la emisión del programa, me he decidido a rescatarlos y os resumo lo principal aquí:

  • Dejar que fluyan los sentimientos ante la pérdida de empleo y aprovechar la salida de tu entorno profesional, sea por motivos relacionados con la empresa o por insatisfacción personal, para capitalizar tu situación y enfocarte en una opción de futuro centrada en el ejercicio de tu Talento Propio, la mejor garantía de sostenibilidad profesional a largo plazo.
  • Suele existir una inercia laboral, una tendencia a permanecer en puestos en los que nos sentimos cómodos. La salida de una empresa es un excelente momento para reflexionar sobre tus opciones, abandonar la Zona de Confort, que no siempre es nuestra mejor opción profesional, y considerar nuevas oportunidades.
  • En estas circunstancias se suele producir un Duelo Profesional, menor o mayor. Un proceso humano similar al de otras situaciones de duelo, causado por los sentimientos relacionados con el hecho de tener trabajo: pertenencia a un equipo ( empresa, estabilidad económica, relaciones sociales, reconocimiento laboral / prestigio, etc.
  • El duelo es un proceso que consta de diferentes etapas que hay que atravesar, y cada cuál necesita su tiempo. Lo importante es conseguir elaborarlo y para ello, primero hay que dejar salir la emoción, aunque sea negativa, hasta conseguir aceptar la situación, a continuación se puede empezar a avanzar en el Proceso de Transición (incluso cuando no se ha completado la elaboración).
  • Es bueno saber que las sensaciones de tristeza, vergüenza, rechazo o incluso culpa, son normales. Son humanas y nos igualan a todos, pero se puede hacer algo a partir de ahí y lo primero es enfocarse en el camino hacia delante.
  • Un Programa de Transición Profesional como el que ofrecemos, contribuye a elaborar el duelo, a conocerse y a contemplar todas las opciones de forma objetiva, para iniciar así el enfoque en el Talento Propio, de manera que se pueda definir una nueva Opción Profesional compatible con la situación de mercado, comunicarla e ir a por ella.
  • La reflexión es una etapa fundamental de este tipo de programas, lo que en ocasiones aconsejará un giro profesional –aprovechando el bagaje que se tiene- y en otras no. La capacidad de salir reforzado de este tipo de procesos, con una opción incluso mejor a la que se tenía, es lo que se denomina resiliencia.
  • En primer lugar es importante hacer una evaluación económica de la situación y calcular el tiempo disponible para acceder a una nueva opción profesional. Si es necesario, conviene reducir gastos superfluos para vivir la transición con tranquilidad. A continuación, y una vez superado el peor momento emocional, toca recorrer el Proceso de Transición, solo o en compañía. Acompañarse de profesionales reduce el tiempo de acceso a una nueva opción.
  • Es mejor tener un único Objetivo Profesional, porque se concentra la energía en conseguirlo y eso siempre funciona. Sin embargo, es habitual en estos tiempos considerar una opción a corto plazo y luego otra a medio-largo plazo para minimizar el tiempo de acceso al mercado.
  • Lo importante a considerar en una opción profesional a corto plazo es que deje la energía suficiente para seguir luchando por la que nos ilusiona a medio plazo

¡Espero que os sea útil y de interés este post!

Etiquetas: , , , ,

Publicar Comentario